Tarima de arce, ¡Descubre el laminado más versátil!

Con la tarima de arce, ¡descubre el laminado más versátil! De esta forma, contarás con un pavimento en tu vivienda que se adapta a infinidad de estilos decorativos. Tu hogar tendrá la elegancia y distinción que merece un espacio habitable. Además, conseguir una gran durabilidad y una apariencia sin comparación. Sin embargo, para ello, debes tener en cuenta algunos consejos antes de elegir la tarima de arce para tu vivienda. Así, te traemos algunas de las características a las que debes prestar atención cuando te dispongas a adquirirla. Presta atención a este artículo y consigue un suelo inmejorable para tu hogar.

Tarima de arce: características generales

La tarima de arce es una de las más versátiles del mercado. Sus características le permiten ser instalada en casi cualquier espacio de nuestra vivienda. Además, la madera de arce tiene múltiples usos fuera del sector de la construcción. Por este motivo, la madera de arce se considera como una de las más polivalentes y que mayores ventajas ofrece. Así, en países anglosajones su uso está tan extendido que incluso podemos encontrarla como símbolo en alguna bandera.

Una de las mayores ventajas que tiene este tipo de madera es su abundancia. De esta forma, los bosques con madera de arce abundan a lo largo y ancho del territorio mundial. Así, su obtención es relativamente sencilla y no es necesario realizar grandes viajes para encontrarla. Por este motivo, la tarima de arce se obtiene con relativa facilidad y eso se nota en el precio. Se reconocen fácilmente por su colorido característico y aprecio. De esta manera, se utiliza para infinidad de elementos en diferentes formatos. Para ello, podemos encontrarla: aserrada, en chapas o en tableros. De esta forma, los costes de transporte tampoco se ven incrementados. Esta manera de trabajar la madera permite un transporte sencillo y económico.

Una vez trabajada, la tarima de arce tiene una tonalidad entre blanca y amarilla. Su fibra es recta y cuando se deja envejecer se comercializa bajo el nombre de “arce envejecido”. De esta forma, la madera adquiere un tono rústico y natural muy conveniente para decoraciones clásicas. Por otro lado, su dureza es media y posee una gran densidad. De esta forma, su fina textura ofrece una gran resistencia a la abrasión. Este tipo de madera es también utilizada para la construcción de muebles, esculturas o instrumentos musicales. De esta forma, obtenemos una idea de la riqueza de este elemento.

Tarima de arce: tipos

La tarima de arce ofrece una gran cantidad de posibilidades y tipos para su colocación. A pesar de que la gran mayoría de especies se encuentran en Norteamérica, existen variedades por todo el mundo. Así, podemos encontrar más de 20 especies diferentes. Sin embargo, existen dos tipos fundamentales de madera de arce.

En primer lugar, tenemos la madera de arce dura. Este tipo de madera ofrece unas características de resistencia mayores. Además, su aspecto es más robusto y tradicional. Este tipo de madera se encuentra, sobre todo, en la zona norte de Estados Unidos y el sur de Canadá.

En segundo lugar, tenemos la madera de arce suave. Este tipo de madera es más utilizado en zonas con menor tránsito o para la fabricación de objetos más sensibles. Así, muebles o instrumentos musicales suelen utilizar estas variantes. Encontramos este tipo de madera en el sur ya que necesita una tierra cercana a ríos o lagos.

Tarima de arce: modelos

Como ya hemos explicado, la tarima de arce ofrece todo tipo de soluciones y opciones para nuestro hogar. Por esta razón, hacer una catalogación no es sencilla. Sin embargo, existen algunos modelos que podemos aconsejaros según el tipo de decoración de vuestra vivienda.

Para ello, los amantes del estilo nórdico o en busca de un suelo neutro tienen en Classic su modelo ideal. De esta forma, las viviendas con un aire moderno y cosmopolita tendrán su tarima de arce adecuada. Además, la gran variedad de formatos, tonalidades y medidas harán que se adapte perfectamente a cualquier habitación. Podréis contar con una tarima resistente y elegante en dormitorios, comedores o cocinas sin ninguna preocupación.  Por otro lado, si eres de los que prefieren tonos más tradicionales, Bassic 200 es tu pavimento. De esta forma, conseguirás un aspecto ideal con los tonos clásicos de la madera. Además, las tablas llevarán un corte clásico y tradicional que impregnará tu estancia con un toque de elegancia sin igual. Sin lugar a dudas, contarás con un espacio clásico y una madera excepcional.

Por otro lado, optar por una tarima de arce laminada nos ayudará con el mantenimiento. De esta forma, este tipo de tarima apenar requiere lijado ni acuchillado para un aspecto ideal. En cambio, si elegimos una madera de arce natural, el mantenimiento será mayor. Así, el aspecto y comodidad de la madera natural deberá ser mantenido con regulares lijados y barnizados de la superficie.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *