¿Por qué poner suelo laminado en tu casa?

¿Sabes por qué debéis poner suelo laminado en tu casa? Pues bien, os traemos algunos de los consejos y las ventajas que conseguirán mostraros por qué es una buena solución. Consigue ese espacio cálido y natural que estás buscando sin necesidad de invertir una gran cantidad de dinero. ¡Tu hogar parecerá sacado de una revista de decoración!

Suelo laminado en tu casa: calidad

Son muchos los clientes que antes de adquirir un suelo laminado para su casa se pregunta por la calidad de éste. A menudo, el parquet se considera como un pavimento de alta calidad por todos los usuarios. Sin embargo, el suelo laminado también puede ofrecernos grandes comodidades y ventajas. Dentro de los suelos laminados encontramos un amplísimo abanico de posibilidades donde la calidad varía según nuestra elección. Así, existen modelos de suelo laminado de baja calidad, de una calidad media o de una calidad alta. No te dejes llevar por las apariencias y descubre todas las posibilidades que te ofrece un suelo laminado para tu casa.

Suelo Laminado Parador

De la mano de la calidad nos encontramos también con la durabilidad de este material. Así, son bastantes las voces que desaconsejan su uso en nuestra vivienda ya que dura pocos años. Sin embargo, nada más lejos de la realidad. Esta afirmación no es cierta y se ha convertido en una leyenda urbana que no debemos tomar como cierta. La mayoría de los suelos laminados que se pueden encontrar en el mercado nos ofrecen garantías de unos 20 o 30 años. Así, no podemos decir que sea un suelo poco duradero. Es cierto, que su vida es ligeramente inferior al parquet ya que no permite el proceso de lijado de forma asidua. Esto, provoca una ventaja y un inconveniente. La ventaja es que su mantenimiento será inferior dado la incapacidad para ser lijado. Por otro lado, el inconveniente es que una vez se deteriore, no quedará más remedio que sustituirlo completamente.

Por último, otro de los mantras que arrastra el suelo laminado es su composición y origen sintéticos. Es cierto que, en la mayor parte de los suelos laminados, la composición principal está hecha a base de elementos sintéticos. Sin embargo, en muchos casos no tiene por qué ser de esta manera. Así, encontramos el parquet multicapa que contiene en su última capa, la que permanece a la vista del usuario, una madera noble. De esta manera, el aspecto visual de este tipo de pavimento laminado no llega apenas a diferenciarse de un parquet natural.

Suelo laminado en tu casa: instalación y mantenimiento

Otra de las preguntas comunes para instalar suelo laminado en tu casa es el proceso de instalación y el mantenimiento requerido. En muchas ocasiones, estos factores influyen incluso más que el coste económico del pavimento. Una instalación que nos ocasiones muchos problemas o un alto grado de mantenimiento pueden echar para atrás todas nuestras ganas de cambiar el suelo de nuestra vivienda.

Sin embargo, una de las mayores ventajas que presenta el suelo laminado frente a otro tipo de solados es, precisamente, su colocación. La primera de las ventajas que ofrece en su instalación es la no necesidad de hacer obra para ello. El suelo laminado se puede colocar sobre el suelo antiguo de tu vivienda. De esta forma, en el peor de los casos, solamente será necesaria su nivelación. Con estas condiciones, la mayoría de los suelos laminados quedan perfectamente instalados en un periodo de entre 24 y 48 horas. Por último, una vez colocado, no necesita ningún tratamiento. Podremos utilizarlo sin necesidad de realizar más trabajos sobre él.

suelos laminados parador

Otra de las ventajas que presentan los suelos laminados es en referencia a su mantenimiento. Así, el suelo laminado requiere menos tiempo y dinero que un parquet. Sus cuidados son mucho más sencillos y no requieren de barnices ni productos especiales. Simplemente una aspiradora o una mopa húmeda nos ayudará a conseguir un aspecto limpio y brillante de nuestro hogar. Por otro lado, en caso de que alguna de las tablas se viera dañada o en malas condiciones, la sustitución se podría hacer de manera individual. Así, no sería necesario desmontar ni levantar todo el suelo y el proceso no supondría ningún tipo de trastorno en nuestra vida diaria.

Suelo laminado en tu casa: espacios para colocarlo

A diferencia del parquet, los suelos laminados nos ofrecen una versatilidad mayor. Así, encontramos tarimas hidrófugas que pueden ser instaladas en baños y cocinas gracias a su composición y resistencia frente al agua u otros líquidos.

Por otro lado, de la misma forma que un parquet éstos pueden ser instalados en viviendas o negocios. ¿Cuál es la ventaja? Como ya hemos explicado, gracias a su facilidad de montaje, su precio, su bajo mantenimiento y su resistencia, los locales comerciales u oficinas prefieren utilizar este pavimento para ofrecer un espacio que aúne el aspecto estético, cálido y cómodo con características de resistencia y un bajo coste económico. Esto supone un añadido que también puedes aprovechar para la decoración de tu casa con un suelo laminado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *